Tras muerte de la niña AAVS en julio de 2018: Defensoría de la Niñez logra condena tras su primera querella institucional

  • La trágica muerte de la niña de tres años, en julio de 2018, fue el primer caso en que el organismo interpuso una querella.
  • Sebastián Balbontín, padrastro de la niña, fue condenado por violación con homicidio.

 

Santiago, 31 de enero de 2020.- Hoy culminó el juicio por la muerte de la niña de tres años de iniciales AAVS, en julio de 2018 en la comuna de Macul. Este trágico caso motivó la primera querella institucional de la Defensoría de la Niñez, que, al momento de la interposición de la misma, sólo tenía dos días de existencia. El padrastro de la pequeña, Sebastián Balbontín, fue condenado como autor de delito de violación con homicidio.

 

El veredicto condenatorio compartió la calificación jurídica del delito solicitada por la Defensoría de la Niñez, la Fiscalía Oriente y querellante particular, cuya lectura de sentencia se dará a conocer por el 7° Tribunal Oral en lo Penal de Santiago el 6 de febrero próximo. Al mismo tiempo, todos los acusadores solicitaron la pena más alta establecida en nuestra legislación, que es el presidio perpetuo calificado.

 

Al respecto, la defensora de la Niñez, Patricia Muñoz, declaró que “esperamos que sea sancionado con el perpetuo calificado, que es la sanción que, aunque no alcanza para reparar el daño, es relativamente proporcional al hecho de haberle quitado la vida, de la manera más brutal, a AAVS”.

 

La Defensoría de la Niñez, además, considero en su acusación particular la concurrencia   de agravantes de responsabilidad penal, considerando la brutalidad con la que se dio muerte a la niña. En específico, estos agravantes fueron alevosía, haber aumentar deliberadamente el sufrimiento de la víctima, abuso de superioridad de fuerza y haber estado a cargo del cuidado de la niña al momento de los hechos.

 

Fuente: Defensoría de la Niñez