Mall Barón: Denuncian intervención ilegal de la Bodega Simón Bolívar

A través de una denuncia ingresada ante el director de Obras de la Municipalidad de Valparaíso, Matías Valdés, el dirigente porteño, Jorge Bustos, dio a conocer una serie de obras ilegales realizadas en el marco del proyecto Mall Puerto Barón, las que se hicieron al margen de los permisos concedidos, donde se habría realizado una intervención ilegal de la Bodega Simón Bolívar.

Frente a ello, Bustos solicitó una fiscalización en terreno y la paralización inmediata de las obras mientras no se regularicen, asimismo la denuncia solicita “aplicar las sanciones que procedan o denunciar a la justicia al titular del proyecto, como al profesional constructor a cargo”.

La denuncia explica que “durante el mes de octubre de 2013, la estatal Empresa Portuaria de Valparaíso, en  su calidad de titular del permiso de obra 79/2013, ejecutó u ordenó ejecutar una serie de excavaciones en el área del proyecto mencionado, supuestamente amparadas por dicho permiso, pidiéndose comprobar las obras de un muro guía seguido de una pared moldeada de 15 metros de profundidad adosadas a la Bodega Simón Bolívar, simulando que correspondían a los muros de los estacionamientos subterráneos que aparecen en los planos que fueron aprobados por la DOM”.

 

PARALIZACIÓN Y MULTA

Tras la presentación Bustos indicó que “de verificarse la efectividad que se hicieron obras en disconformidad con el permiso el DOM tiene la obligación de decretar la paralización hasta que se regularicen y denunciar al juzgado de policía local la infracción para que se multe a EPV desde un 0,5 hasta 20% del presupuesto de la obra total”.

Explicó que para la regularización de las obras se debe solicitar una modificación del permiso de obra autorizado, mientras tanto las obras se deben paralizar. “Eso si el DOM se apega a la ley. Cosa que se duda y por lo que vamos a estar vigilantes”, apuntó.

Añadió que “de verificarse la infracción podemos concluir que la destrucción de monumento nacional arqueológico se hizo sin amparo a permiso alguno. Ni de la DOM como se quiso hacer creer con anterioridad, ni con permiso del Consejo de Monumentos Nacionales, porque se les dijo a estos que las obras estaban amparadas por el permiso autorizado por la DOM. O sea, en sencillo, cruzando la diversa información existente quedó en evidencia la mentira de los titulares del proyecto”.

“En resumen, toda obra se debe construir con apego irrestricto a los planos y en caso contrario tienes sanciones y la otra novedad en este caso es que esa Ilegalidad causó grave daño a un monumento nacional arqueológico, también penado por la ley”, recalcó Bustos.

 

Fuente: iancomunicaciones