Politóloga: Cuenta Pública no respondió a las expectativas en materia económica y sanitaria

La académica de la Usach, Pamela Figueroa, afirmó que se esperaban anuncios de ayuda directa para afrontar la crisis producto de la pandemia. Aunque reconoció como una “sorpresa” la suma urgencia al proyecto de matrimonio igualitario, advirtió que la iniciativa corresponde a la administración anterior.  

 

Desde el Congreso Nacional se realizó la última Cuenta Pública del Presidente Sebastián Piñera. En el marco de la pandemia, el Mandatario anunció un Fondo de Salud Extraordinario para financiar la lucha contra el Covid-19 y la Reforma Previsional, entre otras medidas.

 

Para la politóloga y académica de la Facultad de Humanidades de la Universidad de Santiago, Pamela Figueroa, la última rendición del Mandatario tenía expectativas bastante acotadas dada su baja aprobación ciudadana, su relación conflictiva con el Congreso y el resultado de su coalición tras las últimas elecciones.

 

“Las expectativas de esta Cuenta Pública estaban puestas en la respuesta del Gobierno frente a la crisis económica y sanitaria que vive hoy día Chile”, sostuvo. “Sorprendió con anuncios como la suma urgencia al proyecto de matrimonio igualitario y la creación de la Fiscalía especializada en Derechos Humanos”, reconoció.

 

No obstante, advirtió que “el matrimonio igualitario fue iniciado durante el Gobierno de la ex Presidenta Michelle Bachelet durante el año 2017. Me parece que es un tema importante sobre todo para todas las chilenas y chilenos que estaban esperando este anuncio desde hace bastante tiempo”.

 

Por otra parte, la académica consideró que la Cuenta Pública quedó al debe respecto al anuncio de medidas más concretas de ayuda para enfrentar la crisis económica por la pandemia. “Las ciudadanas y ciudadanos han visto su situación económica y social bastante afectada y ahí siempre las expectativas son mayores”, afirmó.

 

Finalmente, la vicepresidenta de la Asociación Chilena de Ciencia Política sostuvo que la cuenta también careció de anuncios que respondieran las expectativas en materia de control de la crisis sanitaria. “Me parece que fue una Cuenta Pública que tuvo aspectos positivos, pero también desafíos pendientes por abordar”, concluyó.

 

Fuente: Usach.