Justicia impulsará creación de registro nacional de condenados por maltrato infantil y endurecimiento de penas por ese delito.

  • El anuncio lo hizo el ministro José Antonio Gómez luego de reunirse con los padres del niño de dos años de edad que fue agredido por la asesora del hogar encargada de su cuidado, y cuyo caso quedó al descubierto en diciembre pasado.

Así lo expresó el secretario de Estado tras el encuentro con Rodrigo Provoste y Elizabeth Álvarez – padres del pequeño-, a quienes recibió para escuchar sus inquietudes y expresarles su apoyo por el duro momento vivido.

Gómez, acompañado por la directora del Sename, Marcela Labraña, comprometió su apoyo a ponerle urgencia al proyecto de ley que tipifica como delito los actos de maltrato o crueldad con niños y adolescentes, fuera del ámbito de la violencia intrafamiliar, actualmente en primer trámite constitucional en el Senado.

También, la autoridad dijo que trabajará para impulsar la creación de un registro nacional de condenados por maltrato infantil, que esté a disposición de las familias que requieran contratar servicios de personas para el cuidado de sus hijos.

“Cuando un niñito que no puede hablar, que es pequeño y que no se puede defender, es agredido de esta forma, nosotros queremos que la ley sea aplicada de manera mucho más drástica”, sostuvo el ministro.

Los padres se mostraron agradecidos por el apoyo brindado por el ministro de Justicia, a la vez que manifestaron su voluntad de ayudar a otras familias que enfrenten situaciones similares.

“Lamentablemente esto va a seguir pasando, pero si esto ayuda a que los monstruos que maltratan a nuestros niños, paguen con cárcel, estamos dispuestos a ayudar en todo lo que sea necesario”, indicó Rodrigo Provoste.

En cuanto a la agresora, Abigail Godoy, fue formalizada por lesiones leves por el Undécimo Juzgado de Garantía de Santiago y se encuentra con medidas cautelares de no acercarse a la víctima, así como con la obligación de someterse a un programa de control de impulsos y firma mensual.

El hecho quedó al descubierto durante la noche del 29 de diciembre, luego que los padres del menor instalaran cámaras de seguridad en su casa, grabación que permitió ser utilizada como medio de prueba.

 

Fuente: Comunicaciones Ministerio de Justicia.