Ingenieros UV instalan instrumento para registrar corrientes, mareas y oleaje en la bahía de Valparaíso

A 25 metros de profundidad y 500 de la costa, la herramienta medirá hasta agosto tiempos de arribo y desarrollo de marejadas.

 

Un perfilador de corriente acústico Doppler (ADCP, por sus iniciales en inglés) fue instalado en la bahía de Valparaíso, a 25 metros de profundidad y a 500 metros de la costa, con el objetivo de registrar corrientes, mareas y oleajes durante julio y agosto, en un esfuerzo conjunto entre la Escuela de Ingeniería Civil Oceánica de la Universidad de Valparaíso, el Bote Salvavidas y la empresa Ecotecnos.

 

La iniciativa es puesta en marcha por el Sistema de Alerta de Marejadas UV, por medio un proyecto Fondef IDEA I+D de la Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo, ANID, para desarrollar una escala de impacto de marejadas para la comunicación efectiva, que permitirá disminuir el riesgo de desastre.

 

Mauricio Molina, académico de Ingeniería Civil Oceánica y director del Sistema de Alerta de Marejadas UV, explica que el “ADCP es capaz de medir oleajes, corrientes y mareas, permitiéndonos recoger información sobre cómo se desarrollan estos fenómenos durante los meses de julio y agosto, para compararla con los pronósticos que realiza nuestro Sistema de Alerta de Marejadas”.

 

“Dentro de los distintos parámetros que se pueden revisar con este tipo de estudio se cuentan la magnitud, los tiempos de arribo y desarrollo de las marejadas, la hora en que el fenómeno está llegando, en qué momento se alcanza el máximo y cuáles son sus intensidades medias y máximas, es decir, permite tener una radiografía completa del evento de marejadas”, agrega.

 

Molina comenta que este tipo de mediciones “indica cuáles son las áreas del Océano Pacífico donde el modelo de pronóstico funciona mejor, ya que podría funcionar solo para las olas que vienen del Pacífico Sur o del Pacífico Norte, o de ambos. Esas preguntas queremos responder con estas mediciones dentro de la bahía”.

 

El académico comenta que “la instalación del dispositivo se enmarca en el proyecto Fondef como parte del calendario de actividades que se van a ir desarrollando permanentemente. En los próximos meses vamos a estar instalando un instrumento adquirido por la UV en el marco de este proyecto, para el cual en estos momentos se está construyendo la estructura de fondeo”.

 

“Este proyecto incorpora una serie de mediciones y la instalación de cámaras, para monitoreo de las marejadas y sus impactos, junto con mediciones y observaciones costeras de sus impactos. La instalación del ADCP estuvo a cargo de la embarcación Atlantis del Bote Salvavidas, un piloto y dos buzos”, añadió.

 

Hugo Montenegro, capitán del Bote Salvavidas de Valparaíso, destacó la “relación estrecha con el equipo docente de Ingeniería Civil Oceánica UV y en especial con el académico Mauricio Molina en el desarrollo de este proyecto sobre medición de marejadas, que ha ido creciendo por su relevancia”.

 

“Se trata de una iniciativa pionera en Chile, Latinoamérica y el mundo, de una importancia fundamental para todos aquellos que estamos ligados al ámbito del trabajo marítimo-portuario, costero y turístico. Contamos con la retroalimentación de docentes UV que nos han capacitado en el Sistema de Alerta de Marejadas, que es una herramienta fundamental para nuestra actividad de rescate de vidas humanas en el mar”, puntualizó.

 

Junto a los buzos del Bote Salvavidas y al personal de la empresa Ecotecnos, la instalación del ADCP estuvo a cargo de Sebastián Correa, encargado del Sistema de Alerta de Marejadas UV; Rodrigo Campos, encargado del Laboratorio de Simulación Física de Ingeniería Civil Oceánica; y Mauricio Molina, director del Sistema de Alerta de Marejadas UV.

 

Fuente: UValpo