Diputado Godoy presenta proyecto que sanciona el rayado como daño calificado y aumenta sanciones por daños en inmuebles ubicados en sitios patrimoniales

El diputado por Valparaíso Joaquín Godoy (Amplitud), presentó un proyecto de ley que tiene como finalidad sancionar con mayor dureza a quienes rayen o “grafiteen” la propiedad pública o privada, más aún si es sobre inmuebles ubicados en zonas declaradas como Patrimonio de la Humanidad.

 

Esto, con el fin de responder al creciente fenómeno que están viviendo las ciudades donde los grafitis y dibujos anónimos se están apropiando de los espacios públicos, generando de paso, la sensación de inseguridad.

 

“En Amplitud respetamos la libertad de las personas, pero se ha malentendido esa libertad de expresión y se ha transformado en un abuso en contra de la libertad de las personas”, dijo Joaquín Godoy, acompañado de los diputados Karla Rubilar y Pedro Browne, también firmantes de la iniciativa.

 

En el caso que el daño sea hacia un monumento nacional o se efectúe sobre una propiedad ubicada en la zona declarada como Patrimonio de la Humanidad, la multa partiría en las 100 UTM ($4.200.000), con penas de cárcel de tres a cinco años.

 

“Lamentablente, hemos tenido que llegar a la conclusión, que la única manera de proteger el patrimonio de Valparaíso, del centro de Santiago;  de nuestro país para las futuras generaciones es sancionando con mayor dureza a las personas que rayan el patrimonio; a las que rayan las viviendas particulares de los ciudadanos”, dijo Joaquín Godoy.

 

Para el parlamentario, la iniciativa lo que hace, básicamente, es aumentar el piso de las penas, y citó como ejemplo a la mujer que rayó el metro de Rancagua en la zona portuaria.

 

“Ocurrió que el juez la dejó libre de polvo y paja porque le aplicó la mínima sanción. Hoy esa persona, si estuviera rigiendo nuestra ley, hubiera tenido una sanción mínima de 15 UTM ($ 630.000 aproximadamente) Y por lo tanto, hubiera habido una fórmula para que esa persona tuviera una razón para no atacar un bien de uso público”.

 

En el caso de los inmuebles patrimoniales, Godoy manifestó que la idea es aumentar la sanción al doble. “De esa manera esperamos convencer a aquellas personas que hacen daño a que no lo hagan, porque lo que están haciendo es un daño a todos los chilenos. Creemos en la libertad pero si alguien cree que esta es una forma de expresarse que lo haga con el consentimiento de otros o en su ámbito personal no haciéndole daño a terceros o a la ciudad de Valparaíso”.​

 

Fuente: Prensa Amplitud